ASERRADERO

Vídeos

Biografía

componentes aserradero

"Un buen grupo no es el que te hace mover un rato el pie, sino el que hace volar tu imaginación"

Lemmy Kilmister

A finales del 2010, tres músicos supervivientes de la escena Rock-Metal de Barcelona, se reencontraron, en la comarca de l’anoia.
Decidieron volver a divertirse, sin presiones ni exigencias.
No se sabe si, por tocar en un garaje o por el nuevo entorno de montañas, vides y estiércol, comenzaron a componer temas mezclando sus influencias con otros conceptos como la música celta o el country.
Con la incorporación de dos nuevos elementos, que añadían contundencia con su bodhran y armonía con su cigarbox, cerraron un círculo sonoro que hoy se llama ASERRADERO.

Canciones

Letras

Jonás

Contaban aquí y allá,

sus proezas sin contrastar.

Antes de que su persona

apareciese en el lugar.

Directo a la taberna

se fue a vacilar,

de sus trofeos de caza

y de mucho más…

 

Nada más entrar,

se puso a criticar.

“No hay cabezas de oso en tu local”

y el tabernero preguntó

“Para cazarlo ¿qué querrás?”

 

“Sólo mis manos

Y dos tinajas de miel.

Su cabeza te traeré

si tu oro me das”

 

Sin el oso cazar

el oro empezó a gastar.

Y con su puta labia,

a los aldeanos va a liar.

Con su voz altiva

a todos hizo callar

y borracho de confianza

a todos hizo escuchar.

“Venid y mirad,

la caza va a empezar”

 

¡Ay! Jonás,

¿de qué vas?

¡Ay! Jonás,

¡por tu boca morirás!

 

Hacía el bosque marchó,

miel al hombro

y un séquito tras él.

Y al verlo la bestia se irguió

para arrancarle el corazón.

Y en un pispas,

todo sucedió…

 

Ese Jonás brabucón,

despedazado quedó.

Era un despojo de sangre y miel.

 

Fue comido por el oso,

de quién vendió la piel.

Fue comido por el oso,

de quién vendió la piel .

Ministerio de la Santa Sed

Vivía caminando, sin destino claro,

sin rumbo, sin nada que hacer.

Mirada apagada, tirando mi tiempo

a un container pegado a mi piel.

 

Días de hiel,

días de beber sin sed.

 

Tal vez haya esperanza

para alguien como yo,

pensaba con la indolencia,

sensación de perdedor.

¡Un error!

 

Y un día vi un anuncio,

curioso, decía:

“Venid a probar nuestra fe”.

Llamando a su puerta,

mis ojos se abrían al …

¡Ministerio de la Santa Sed!

 

Días de luz,

días de beber con sed.

Si que existe esperanza,

para gente como tú y yo.

Descubrí con las ganas

del que se sabe ganador.

¡Eso soy!

 

Alcancé mi destino

en que música y vida

a litros se van a consumir.

Y el humo son almas

que bailan al ritmo …

¡De jarras que suenan sin fin!

 

Brindan por ti,

brindan por ti y por mi.

 

Bebámonos la vida

que brota del surtidor.

Barriles de esperanza,

que este mundo ya olvidó.

 

Brinda y serás…

¡Ministro de la Santa Sed!

Siempre serás…

¡Ministro de la Santa Sed!

Cebada

¡Cebada!

¡Cebada!

¡Viva la cebada!

 

¡Sabemos!

¡No hay nada!

¿Cómo?

¡Como la cebada!

 

La sangre del alma despierta

esa pasión olvidada.

Tu lucha es mi lucha,

iremos a muerte,

la sangre del alma es la fuerza dorada.

 

Que atruene nuestra voz,

nunca habrá rendición

 

!No escuchan!

!Gritemos!

!Viva, viva la cebada!

El regreso

Donde el sol luce al anochecer

alumbrando la senda al pasar.

Y no hay miedo a caminar

en medio de la oscuridad.

Donde suenan canciones al fondo del bar,

que todos quieren corear.

Canciones compuestas en otro lugar,

que aquí sonaran,

que sólo aquí sonaran.

 

No hay duda, es tu lugar.

Hiciste bien al regresar.

 

Cuando tras la montaña,

tu alma vuelve a divisar

el humo de los hogares,

que parecen saludar.

Y el camino se hace fácil,

aunque andes marcha atrás.

Guiado por tus recuerdos

que en tu casa están.

Si tras la montaña

hueles la libertad.

Y el ruido de la taberna

música para brindar.

Y la pregunta es

si este es tu lugar,

una voz responde

no te vuelvas a marchar.

 

Cuando tras la montaña,

hueles ya la libertad.

Y el ruido de la taberna

es un concierto genial.

Cuando la pregunta es

si este es tu lugar,

sólo hay una respuesta

¡Hiciste bien…!!!

Siempre

Sin un solo gesto ni una voz.

Palabras sin sonido.

Rotundas y crecidas.

Me avisas y me miras.

 

Brillo en tus ojos

y mi corazón.

Puertas al vacío.

El tiempo ya ha pasado

y tú me has despertado.

 

Recuerdo, momentos eternos

de inocencia salvaje.

Momentos, del principio del viaje.

 

Aquellos días con preguntas sonrojantes.

Con millones de consejos que darte.

De momentos extraños

que no sabría explicarte.

 

Sintiendo en mí,

sabiendo sí,

que había alguien más,

alguien más por quien luchar.

Con sueños que, parecen ser,

momentos irreales, rellenos de ideales.

 

Me despiertas…

Empiezo a recordar…

Que había alguien más,

Alguien más por quién luchar…

La fiesta de la siega

¡Fiesta!

¡Que empiece la fiesta,

vamos todos a segar!

 

Hay que salvar los temores

y cortar de una vez ya.

Cientos de malditas hierbas

que no dejan crecer la libertad.

 

¡Despierta

de la siesta!

¡Que siga la fiesta,

aún queda por segar!

 

Segamos imposiciones

que no dejan respirar.

Segamos todas las cabezas

de los que nos quieren asfixiar.

 

Sembremos respeto,

con el orgullo de luchar por un ideal.

Pobres de aquellos que siembran,

ataques contra formas de pensar.

 

¡Fiesta!

 

¡Todos a bailar…!

 

¡Siembra… siega…!

La danza del espantapájaros

Cuentan en esta aldea

un trágico cantar,

de aquel que un día crearon

y quemaron sin más.

 

Un día de verano

en los campos de maizal,

los niños crearon

un guardián sin igual.

De ojos abotonados

y sombrero de galán,

luciendo con orgullo

al viento su gabán.

 

Vigilaba la siembra

con coraje y lealtad,

mientras sus pequeños

sueñan que es su capitán.

 

Y con el paso del otoño,

le llegó la soledad.

Los niños no aparecieron,

no había campos que salvar.

 

Se sintió abandonado

en su alto pedestal.

Temeroso del invierno

que estaba por llegar.

 

¿Qué hay de ti espantapájaros?

¿Cuál será tu final?

El invierno ha llegado,

helando un corazón desgarrado.

Tus ropas son harapos

y tus ojos vigilan colgados.

 

Tras un día más de soledad

a tus niños ves llegar.

Sus miradas vacías,

distintas, tu alma hacen temblar.

 

Te observan con desprecio

y no comprendes la razón.

¡El mismo soy! les gritas.

Pero ellos ya no escuchan,

Porque ellos ya crecieron,

ya no ven ningún galón.

 

Triste espantapájaros,

se acabó tu esplendor.

Te llevan a la hoguera,

sin perdón, sin compasión.

 

Aquellos que te amaron,

danzan y danzan.

Alrededor de las llamas

ríen sin cesar.

 

¿Porque a ti? Espantapájaros.

Tu pecado fue el de amar

y es tu humanidad

la que dictó tu final.

 

De ti, sólo quedan cenizas

y el recuerdo de este amargo…

…cantar

Aserradero

Es mi historia en el clan del leñador.

Buena gente, son gente de honor.

Cortatroncos, los malos les llaman.

Rompehuevos les diría yo.

 

Mi historia puede ser…

Algo bueno si tú quieres cambiar.

Sólo es cuestión de ver…

Que un golpe de sierra

cambia la realidad.

 

Venga, vamos, cortemos de raíz.

Troncos como cadenas no te dejan vivir.

¡Hasta los huevos estamos!

y en tus oídos resuena…

 

Sierras lanzando en las laderas

este grito permanente.

“A talar todos los troncos

de este bosque de dementes”.

 

¡Todos al aserradero!

y que el filo de nuestra sierra

les recuerde lo que hicieron…

 

Venga, vamos, cortemos de raíz.

Rompe, arranca, da un golpe mortal.

En sus oídos resuena…

Esta sierra que te liberará.

 

Es la canción del Clan del leñador.

Yo me uno a ella… Y tú, ¿porqué no?

En el aserradero,  astillas hacemos

la escoria humana… Y tú, ¿porqué no?

 

Es que no puede ser…

¡Poca sierra para tanto cabrón!

Es que no quieres ver…

¡Somos muchos y ellos no!

 

¡Poca sierra para tanto cabrón!!!

Justo

Amigo banquero

fiel a tus consejos,

hipotequé mi vida

a interés superior.

Y ahora yo en la ruina

por tu inmensa avaricia,

deposito una bala

por tu gran gestión.

 

Un hombre tranquilo,

conducta intachable,

al trabajo y ahorro se dedicó.

Supo hacer amigos,

cumplidor con todos.

Nunca nadie de él se quejó.

Jamás malmetió,

jamás engañó,

Justo se llamó

y con honor lo llevó.

 

Cumplió los sesenta y seis…

Y un primer disparo a su vida llegó.

Preferentes, desahucios, fondos de inversión.

Términos que nunca entendió.

Le impusieron por escrito,

aquellos a quién siempre respetó.

Tras seis meses de angustia.

Otro tiro lo sentenció.

Su vida condenada

por un virus traidor.

Algunos dirán

que el diablo le guio.

Y otros dirán que fue

su mejor inversión.

 

Consiguió una pistola,

el diario lo contaba,

de un poli retirado

que no se enteraba.

 

Y Justo pensó:

“El tercer disparo, lo haré yo.”

Después sonrió.

Y antes de disparar

quiso entonar su canción.

 

Algunos dirán

Que el diablo le guio.

Y Otros dirán que fue

Su mejor inversión.

Algunos dirán

Que el diablo le guio.

Y otros que fue…

 

¡La razón quién le armó!

La flor

El sol brilla en el cielo,

las nubes bailando

al ritmo de tu corazón.

Es bonito besarte

sabiendo que siempre

me haces perder la razón.

 

Verde es la campiña,

bonita es la flor.

Limpia está mi alma

desde que te conoció.

 

La gente me saluda

con una sonrisa

y llena mi vida de amor.

 

Qué bonito mirarte

sabiendo que siempre

tu mandas en mi corazón.

 

Verde es la campiña,

bonita es la flor.

Limpia está mi alma

desde que te conoció.

 

Y al fin descubrí

el amor gracias a ti

Y al fin descubrí

todo lo bueno que hay en mí.

 

Nada más y nada menos,

nada menos, nada más.

Lo bonito que es vivir

para quererte sin fin.

 

Pues parece que hay nubes,

tremendas, oscuras

y truenos sonando fatal.

El sol ahora se esconde

y sólo las sombras

rodean mi vida ideal.

Jodida la campiña,

marchita está la flor.

Crispada está mi alma

desde que te descubrió.

 

Y al fin descubrí,

el desamor gracias a ti.

Y al fin descubrí,

todo lo malo que hay en mí.

 

Nada más y nada menos,

nada menos, nada más.

Lo bonito ahora es vivir,

para olvidarte por fin.

 

 

De falsas mentiras

tu boca se llena

y sólo te quieres salvar.

De una vida sumisa, vacía, miedosa

y nunca te gustó el metal.

 

He odiado la campiña,

alergia me da la flor,

maldigo con el alma

lo que tu llamas amor.

 

He odiado la campiña,

alergia me da la flor,

más vale ser yo mismo

y buscarme yo el amor.

 

Y al fin conocí,

el desamor gracias a ti.

Y al fin descubrí,

todo lo malo que hay en mí.

 

Nada más y nada menos,

nada menos, nada más.

Lo bello que es vivir,

para olvidarte por fin.

 

Nada más y nada menos,

nada menos, nada más.

Últimas noticias

Rock Estatal

El pasado mes de agosto recibimos una grata sorpresa, al aparecer en el número 37 de la publicación ROCK ESTATAL, concretamente en la página nº 51. Encontramos algunas frases que nos llamaron poderosamente la atención en la reseña de Vane Balón (Responsable de distritouve.com y vanebalon.com ) como por ejemplo: «Sorprendente disco aunando folk acústico […]

Festa alternativa Esparreguera 2019

El pasado 14 de julio fuimos invitados a tocar en la «Barraka alternativa» en las fiestas de Esparreguera donde nos lo pasamos genial. también tuvimos la oportunidad de conocer a otra banda «Birra lliure» con la que hicimos muy buenas migas, buena gente, buena música y puro SHOW. Agradecemos a TODO el equipo que forma […]

Barba Rossa Beach Bar

El pasado 4 de julio fuimos invitados a tocar en el Barba Rossa Beach Bar «Castelldefels» donde nos lo pasamos como niños grandes, buena gente, buena música y una comida excelente, que más se puede pedir para celebrar «la fiesta americana», agradecemos a todo el equipo que forma parte de este espectacular local, especialmente a […]

CONTACTA CON NOSOTROS


 


 


 


 

 

Al enviar un formulario se solicitan datos como tu correo y nombre que se almacenan en una cookie para que no tengas que volver a completarlos en próximos envíos. Al enviar un formulario debes aceptar nuestra política de privacidad.

 

- Responsable de los datos: Luis Martín Torre.

- Finalidad: Responder a solicitudes del formulario.

- Legitimación: Tu consentimiento expreso.

- Destinatario: Luis Martín Torre (datos almacenados solo en cliente de email).

 
 

COLABORAN

lluis Martin Solucions digitals
la universal
estudi u
nviewsessions